Dieta de la Sandía

La dieta de la sandía no es una dieta oficial. No obstante, integrar una cantidad enorme de sandía en su dieta puede ser un plan efectivo para adelgazar.Dieta de la sandía

¿Por que funciona esta dieta?

La sandía radica en un 92 por ciento de agua y tiene 2 g de fibra por cada porción de ½ taza. El agua puede ayudar a adelgazar al bajar su apetito, remover las toxinas y hacer mejor su sistema digestivo. Parte de lo que provoca que la sandía sea tan eficaz para adelgazar es que ingerimos mucha agua mientras se come, y el hecho de masticar y tragar ayuda a sentir que comemos más calorías de las que verdaderamente se han consumido. Además, esta fruta baja en calorías tiene azúcar natural, lo que nos ayudará a disminuir el apetito por el dulce, además de no provocar caries.

La fibra contenida en la sandía ayuda a adelgazar porque hace sentirse más lleno durante un tiempo más prolongado, por lo cual impide comer de más. El consumo de sandía asegurará que estés hidratado. Y cuando tienes mucha agua, tu cuerpo puede trabajar de forma impecable.

Pruebas de que la sandía adelgaza

  • Una investigación realizada en la Facultad de Kentucky dió a conocer que comer sandía puede mejorar los lípidos y bajar la acumulación de grasa.
  • En otro estudio realiazado entre deportistas de la Facultad Politécnica de Cartagena, se descubrió que el jugo de sandía ayudaba a disminuir el mal muscular. Eso es una enorme novedad para quienes realizan grandes esfuerzos físicos.

La sandía por tanto nos aporta también beneficios a la salud. Y como dieta, realiza como una especia de limpieza, dado que la sandía tiene un contenido elevado de agua.

Con esta dieta se puede disminuir de peso y contribuir a liberarse del exceso de agua, toxinas, sales y otras impurezas de su cuerpo. Siguiendo la dieta todo el día a lo largo de cinco días a una semana se pueden conseguir ya buenos resultados. Y una de las cosas que más gusta es que es una dieta a corto plazo que solo nos llevará un esfuerzo durante 5 días.

 

Dieta de la sandía

La gente está dispuesta a probar una dieta comiendo algo que adoran todo el día. No es un esfuerzo hacerla si en verdad les gusta la sandía.

La dieta tiene algunas variaciones, pero vamos a ver la más habitual, que nos proporcionará una especie de limpieza gracias a esta dieta.

ETAPAS:

  1. En la primera etapa solo comes sandía a lo largo de tres días.
  2. Luego de eso, reanuda su dieta habitual o gradualmente añade otros comestibles a su dieta. O bien, puede comer dos comidas al día y una porción de sandía en el medio. Además puede intentar disminuir el volumen de las porciones en las comidas y añadir porciones de sandía.
  3. Para las bebidas, puede sustituir los jugos de frutas azucarados, los refrescos y los comestibles con sandía y agua. Si estás deseando postre, merienda en sandía. Dado que hablamos de un 6 por ciento de azúcar, es más saludable comer una rodaja o dos que comer pastel, pastel o helado. Además, usted obtiene sus vitaminas y minerales como las vitaminas C y A, el betacaroteno, el potasio y el licopeno. Todas estas tácticas te van a ayudar a disminuir el consumo de calorías sin sentirte deprimido.

Inconvenientes

De la misma manera que todas las dietas popular, la dieta de la sandía tiene o puede tener algunos inconvenientes:

  • La dieta de sandía no es la mejor opción para adelgazar a largo plazo.
  • La dieta es restrictiva y no tiene dentro ninguna fuente dietética de proteínas.
  • Como se ingiere mucha agua, puede padecer de diarrea o inflamación. Por eso no se recomienda que las mujeres embarazadas o algún persona con un sistema inmunitario puesto en compromiso prueben esta dieta.

No obstante, si está por lo general sano, seguramente no sufrirá ninguno de estos inconvenientes si sigue la dieta a lo largo de unos días. Más allá de que la dieta puede contribuir a impulsar sus esfuerzos para adelgazar, debe tener un plan predeterminado acerca de cómo continuará con sus hábitos alimenticios para adelgazar cuando concluya la dieta

Recomendaciones para comer sandía durante la dieta

  • Paso 1: Reemplace los jugos de frutas azucarados y los refrescos con sandía y agua.
    • Cortar ½ taza de sandía en trozos pequeños y congelarlos. Después colóquelos en un vaso y agregue agua. La sandía actuará como cubitos de hielo y le va a proporcionar gusto al agua.
    • Puedes picar los trozos de sandía mientras bebes el agua. Hay cerca de 110 calorías en un tazón de jugo de naranja y unas 120 calorías en un tazón de jugo de manzana, en tanto que hay menos de 50 calorías en esta bebida de sandía.
  • Paso 2: Reducir el volumen de las porciones a lo largo de sus comidas típicas.
    • Comer porciones más pequeñas es una manera segura de disminuir calorías y adelgazar.
    • Agregue unas cuantas porciones de sandía a sus comidas mientras reduce las porciones de la comida habitual para engañar a su cerebro y lograr que piense que está comiendo tanto como antes. De todos modos, puede comer la misma cantidad comida, pero está reemplazando los comestibles altos en calorías con sandía. Esto disminuirá radicalmente sus calorías.
  • Paso 3: Comer sandía para el postre. La sandía tiene dentro vitaminas y minerales beneficiosos para tu salud. Además tiene dentro ocho por ciento de azúcar, lo que provoca que sea más interesante de comer.
    • Coma en una rodaja o dos como un dulce en vez de pastel de contenido elevado en calorías y helado.


1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No hay votos aún, sé el primero)

Cargando…


Deja un comentario